• Publicidad

  • La parada

    Aunque detener al caballo parezca sencillo, el hecho de que no se aprecien las ayudas del jinete y el animal acabe en una posición correcta de reunión tiene cierta dificultad para los jinetes inexpertos.

    Este ejercicio es uno de los más ejecutados en los entrenamientos, y sirve para mejorar la posición del cuello, equilibrar al animal y dar mayor control al jinete.
    El caballo debe estar impulsado para que al detenerse tenga energía en los posteriores. El jinete usará la espalda inclinándose ligeramente hacia atrás y adelantando las caderas y con las piernas presionando justo por detrás de la cincha para que el caballo meta los pies.

    Se debe tirar de las riendas con suavidad, siendo la exterior la que da la orden y la interior que quede fija, y posteriormente adelantar las manos para permitir un leve alargamiento del cuello del caballo.

    Los errores más repetidos suelen ser la falta de coordinación de piernas con la embocadura que provoca que salga la grupa hacia un lado, tirar excesivamente de las riendas hace que encapote mucho el cuello y si el asiento no es lo suficientemente profundo no quedarán los pies del caballo remetidos en posición de parada cuadrada.
    Este artículo fue publicado originalmente en el tema del foro: La parada iniciado por Irina Ver mensaje original