El potro se tumba sobre el césped casi siempre, esto no es ninguna mentira, y muchos de los más famosos entrenadores relacionan esta actitud con comodidad del potro, pero por lo general se ha sabido que esta es una manera de dominación que no siempre deja buenos resultados ya que pueden sentirla como violenta o traumática.
El domador Chico Ramirez es uno de los que la utilizan por medio de la doma natural, él tumba los potros sin tener que obligarlos a ello sino más bien a manera de desahogo y descanso que les revitalizará.
Esta técnica es considerada como último recurso en el adiestramiento pero no por ello es aconsejable a todas luces ya que como lo dije anteriormente puede llegar a causar grandes traumas en el potro.
Como adiestramiento esta técnica es considerada por muchos entrenadores como el último recurso para hacer que el caballo entre en sintonía pero que en realidad no es tan aconsejable para hacerlo como parte de la rutina constante de un animal, más allá de lo espectacular que se pueda llegar a ver siempre es bueno respetar la naturaleza de los animales.